Sección

La remuneración mensual quedará así en 1.430,22 euros

El salario mínimo francés subirá un 2,3 % en un año, más que la inflación (154553)

El ministro socialista hizo hincapié en que es la primera vez desde 2006 que en un año el ascenso no se limita al de la evolución de los precios.

El salario mínimo francés subirá un 2,3 % en un año, más que la inflación (154553)

Lectura continuaLectura en colmunas

EFE

París, 17 de diciembre de 2012.- El salario mínimo de Francia (SMIC) subirá un 0,3 % a partir del 1 de enero lo que, unido al incremento que se ha aplicado desde julio, llevará la progresión anual al 2,3 %, un punto por encima de la inflación.El anuncio lo hizo hoy el ministro de Trabajo, Michel Sapin, quien destacó que el nuevo salario mínimo equivalente a 9,43 euros por hora a partir de enero supone una ganancia de "un punto en poder adquisitivo", teniendo en cuenta que la inflación interanual de referencia es del 1,3 %.La remuneración mensual quedará así en 1.430,22 euros para las personas que están en un régimen de 35 horas de trabajo semanales.Sapin aseguró a la prensa, al término de la Comisión Nacional de la Negociación Colectiva que reúne a sindicatos y organizaciones patronales, que "es una decisión justa y mesurada".El ministro socialista hizo hincapié en que es la primera vez desde 2006 que en un año el ascenso no se limita al de la evolución de los precios.Un total de 2,6 millones de trabajadores perciben en Francia el SMIC, lo que representa un poco menos del 11 % de los asalariados del país.Sapin confirmó que se va a modificar el método de cálculo de la revalorización del salario mínimo para tener en cuenta específicamente los precios que conciernen a quienes lo perciben, que no se corresponden exactamente con los de la población general.Se trata de responder a la demanda de los sindicatos que se quejan de que algunos productos y servicios básicos, como los alimentos o la energía, se han encarecido estos últimos años mucho más que otros -como los tecnológicos- que no son tan frecuentes en la cesta de la compra de los trabajadores menos remunerados.El nuevo método de cálculo finalmente no incorporará un incremento del SMIC en función de la evolución de la economía francesa, como lo había barajado durante la campaña para su elección el actual presidente francés, François Hollande.En abril, Hollande había dicho que, si salía elegido, estudiaría la posibilidad de aumentar de oficio la remuneración de los sueldos más bajos indexándolos a la marcha del Producto Interior Bruto.