Sección

Se seguirán realizando aportes al fideicomiso que administra el Banco de Venezuela

Emisión de bonos Petrorinocos será el próximo año (149146)

Según las fuentes, este año la industria petrolera depositará en ese fideicomiso 5 millardos de bolívares, a los cuales se le sumarán los recursos obtenidos por el endeudamiento complementario. Ya el despacho de las finanzas públicas traspasó 2,5 millardos de bolívares a ese fondo y se espera la entrega de otros 2,5 millardos de bolívares.

Emisión de bonos Petrorinocos será el próximo año (149146)

Lectura continuaLectura en colmunas

El Universal

Caracas, 26 de noviembre de 2012.- Hace un año el Gobierno anunció el pago de los pasivos laborales del sector público a través de los bonos Petrorinocos, pero hasta la fecha los papeles no se han emitido y las cancelaciones de las deudas laborales se han hecho en efectivo. Fuentes oficiales señalan que todavía el Ministerio de Planificación y Finanzas y Pdvsa siguen trabajando en el diseño de los instrumentos y agregan que es posible que esos bonos estén listos para mediados de 2013. Por tal motivo, se seguirán realizando aportes al fideicomiso que administra el Banco de Venezuela a fin de continuar efectuando los pagos de las prestaciones en efectivo. Según las fuentes, este año la industria petrolera depositará en ese fideicomiso 5 millardos de bolívares, a los cuales se le sumarán los recursos obtenidos por el endeudamiento complementario. Ya el despacho de las finanzas públicas traspasó 2,5 millardos de bolívares a ese fondo y se espera la entrega de otros 2,5 millardos de bolívares. Para efectuar los pagos, el Gobierno ha estado certificando los pasivos de los ex trabajadores de los sectores de educación y salud, que concentran el grueso de la deuda, y en la medida en que el proceso de cuantificación está listo se procede a la cancelación. Los ex empleados de la administración central tienen que verificar que aparezcan en los listados publicados por el Gobierno y posteriormente tienen que acudir a la institución financiera estatal. Allí deciden si dejan los recursos en la entidad pública o los transfieren a otros bancos. Hasta agosto de este año el despacho de las finanzas públicas presentó una estimación preliminar de las deudas laborales en 77 millardos de bolívares. Al cierre de mayo del pasado año, y previo al anuncio de cancelación, los pasivos laborales estaban en 24,5 millardos de bolívares, pero una vez que se aceleraron los cálculos en el transcurso de 2012 la deuda se duplicó. No obstante, la cuantificación todavía sigue.