Breve historia de un puente

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

El próximo 12 de Octubre se cumplirán 41 años de la inauguración del puente sobre el Río Limón, que une los Municipios Mara y Páez del Estado Zulia. Ese río constituye parte del límite Sur de la Guajira venezolana con el resto del territorio nacional.

La obra fue el resultado de las políticas de regionalización del desarrollo y descentralización administrativa conducidas en el período constitucional 1969-1974 bajo la primera presidencia del doctor Rafael Caldera. La obra había sido ofrecida sin éxito por varias administraciones anteriores. Corpozulia, que había iniciado actividades el 1º de Enero de 1970, decidió demostrar su capacidad de gestión asumiendo el compromiso de construir la obra.

En un país que ya tenía el puente sobre el lago, majestuosa obra orgullo del sistema democrático, que opaca cualquier otro de los existentes la espectacularidad del puente sobre el río limón no está en su estructura física, sino en el esquema jurídico-administrativo que lo hizo posible.

Las dos Municipalidades ribereñas tenían sendas chalanas, viejas y destartaladas, que hacían el transporte de vehículos y personas, de una a otra orilla. De esa actividad derivaban parte importante de sus prepuestos. Si el Ministerio de Obras Públicas construía la obra, la propiedad del puente correspondería a la nación, con lo cual se le crearía a ambos municipios un grave desajuste en sus respectivos presupuestos. Por ello, Corpozulia asumió la responsabilidad de construirlo sin que se afectaran los fiscos municipales. Para lograrlo constituyó una sociedad anónima cuyos únicos accionistas serían Corpozulia, con el 98 por ciento del capital y el 2 por ciento restante suscrito en montos iguales por ambos Municipios. De esa manera se formó la C.A. Puente sobre el Río Limón.

Una mancomunidad jurídica formada por ambas municipalidades le otorgó a esa compañía la concesión para la construcción y administración de la obra a construirse. La compañía anónima (de carácter público) solicitó a la Corporación Andina de Fomento (CAF), organismo  de financiamiento del Pacto Subregional Andino, un préstamo para construir la obra, avalado por Corpozulia, la cual administraría el peaje hasta tanto se pagara el préstamo, después lo harían los Municipios. Ese esquema fue aprobado por la Procuraduría General de la República, cuyo titular era el Dr. Guillermo Andueza Palacios. Muchos fueron los obstáculos, pero más exitosos fueron los esfuerzos. El doctor José Curiel, Ministro entonces de Obras Públicas, ordenó que le cedieran los planos a Corpozulia para que se ejecutara la obra. El Congreso Nacional sancionó la Ley de crédito público correspondiente. La construcción empezó el 12 de Octubre de 1972. Ese día el Presidente de la República preguntó cuándo estaría terminada y se le respondió que en un año. En su intervención pública el Presidente prometió que el 12 de Octubre de 1973 inauguraría la obra, como en efecto ocurrió.

Estas palabras tienen el deliberado propósito de interrumpirle la prescripción al olvido. En Venezuela a los pioneros lo único que les queda  es el recuerdo de sus esfuerzos, pues los sucesores se encargan de  archivarlos en las bóvedas del silencio. Con la autoridad moral de haber criticado muchas fallas de nuestro sistema democrático, es de justicia recordar también sus múltiples éxitos. El Puente sobre el Río Limón es uno entre muchos. 
 

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir