El consumo, tráfico y narcotráfico de drogas corroe y destruye al país

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Caracas, 29 marzo 2015.- El Prof. Hernán Matute Brouzés, destacado catedrático y jurista miembro del Colegio de Abogados del Dtto. Capital, participó como Ponente invitado de esta institución gremial, en su carácter de Fundador y Coordinador de la Cátedra Libre Antidrogas (CLIAD), del Instituto Pedagógico de Caracas, adscrito a la Universidad Pedagógica Experimental Libertador (UPEL), y uno de los ex directivos fundadores y facilitadores de la Comisión Antidrogas del Colegio de Abogado, para que les hablara sobre: “Criminalidad y Drogas”: Sus efectos directos y colaterales, a unos 90 colegas abogados que están inscritos en el Curso Básico de “Investigaciones Penales y Criminalísticas”, con una duración de 24 horas, en su modalidad de aprobación. Dicho Curso cuenta con la Coordinador del Lic. (Cnel) GNB(R) Faustino Nodas, bajo la conducción general de Ivette Lugo de González, Presidente del Ilustre Colegio de Abogados del Dtto. Capital, quien estuvo presente en la conferencia.

Inició Matute Brouzés, su comentada y valorada exposición, indicando el funcionamiento del Narcotráfico (La Geografía de la producción, el consumo y del mercadeo (distribución) de la drogas en el mundo, y en especial, en América), teniendo como centro de la información y de referencia, las redes que pasan y operan desde Venezuela hacia el resto del mundo, utilizando mapas y cartografía de la DEA, CICAD, COPOLAD, UNDOD (ONU), ODUE (ODCEE) y de elaboración y adaptación propia, en la cual, se apreció que un % significativo, de la droga que se produce en América Latina sale del continente por Venezuela, pero también mostró las encuestas realizadas por la Cátedra Libre Antidrogas (CLIAD), desde el 2003, donde se muestra un incremento preocupante del consumo interno; una disminución de la edad de inicio y un poli-consumo por encima de algunos estándares internacionales.

También el experto Preventólogo manejó cifras de la relación entre drogas (consumo, venta, controles de zonas, crimen organizado) y, los índices de la inseguridad en Venezuela, concluyendo que uno de los componentes o variables de la violencia y de la criminalidad es todo lo atinente a este contexto, señalando que la adicción a la drogas induce a la violencia y que todo lo atinente a este submundo está envuelto en la NO PAZ, dónde la corrupción, las faltas, las trasgresiones y el delito conviven hermanadamente.

En la segunda parte, de su exposición, Matute Brouzés, diseñador de Políticas Públicas en el área de la Seguridad Ciudadana, quien fue ExDirector General de Civil y Política de la antigua Gobernación del Dtto. Federal, y ExDirector-Presidente de la Policía de Caracas (IMSETRA) y, Coordinador General de la Unidad de Protección Vecinal (UNIPROVE) señaló: “La violencia y la inseguridad son obstáculos al proceso democrático y a la convivencia y paz en general. Si combinamos los hechos delictivos con la ineficiencia de las acciones del estado, se produce un gran aumento de la inseguridad pública. Las normas jurídicas y las normas culturales han sido socavadas por el delito. El derecho penal no está diseñado para combatir los factores que originan los hechos delictivos. Lastimosamente el derecho actúa una vez que se cometió el delito, y lo que tenemos en el país con las acciones represivas y de aumento de las penas es la socialización del miedo, la sobrepoblación de los penales y el mantenimiento in crescendo de los índices delictivos.

Debemos en consecuencia, concentrar los esfuerzos en colocar a la prevención social del delito como una Política de Estado de carácter multidisciplinario e interinstitucional, pero alejada de la política diseñada y manejada desde la meritocracia, la especialización y la profesionalidad. Hay que recordar que la seguridad ciudadana es garante de libertad y de mayor seguridad pública. La politización partidista de las instituciones y su efecto perverso y perturbador deslocaliza y altera (degrada y envilece) al funcionamiento de la democracia, lo cual genera que no exista equidad en el proceso de construcción democrática ni en la gobernabilidad política.

En conclusión, las drogas en Venezuela, están vulnerando el Estado de Derecho, propiciando impunidad, y crisis en el sistema de justicia. El especialista y docente universitario con 40 años de servicio, instó a los 90 colegas abogados a que vieran sólo tres videos para corroborar lo antes señalado: el de Luis Velásquez Alvaray (ExMagistrado del Tribunal Supremo de Justicia) Walid Makled (Empresario y Político) ,y el de  Eladio Aponte Aponte, (Ex- Magistrado del Tribunal Supremo de Justicia), donde ellos, fichas de alto nivel del Gobierno actual, como “actores principales”, dan su testimonio (confesión) en torno, al narcotráfico, manejo interno de las drogas, complicidad de funcionarios políticos, militares, policías, autoridades, operadores de justicia, incluidos tribunales y jueces y otras estructuras y personalidades del ámbito social, y económico, como herramientas, instrumentos o correas de transmisión de la corrupción y del crimen organizado. Las drogas y su proceder o puesta en escena en el país son un actor de primer orden (variable causal) en el deterioro de nuestra democracia, institucionalidad, gobernabilidad-gobernanza, degradando nuestro Estado de Derecho, nuestra convivencia ciudadana y nuestra calidad de vida.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir