El 4F: La plataforma que potenció la figura política de Chávez

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Caracas, 4 febrero 2014.- El 4 de febrero de 1992 fue el día en el que grupos militares venezolanos, liderados por el fallecido presidente Hugo Chávez, intentaron derrocar al Gobierno del entonces presidente Carlos Andrés Pérez. Desde 1989, con el estallido social conocido como el Caracazo, inició un proceso de crítica a las políticas gubernamentales y económicas empleadas por Pérez para administrar el país. 

Según el historiador Gustavo León, el golpe militar se apalancó en el “quiebre” que derivó del 27 de febrero de 1989 con el Caracazo. “Lo ocurrido el 4 de febrero de 1992 fue una fractura en el seno de la fuerza armada venezolana, un movimiento militar con civiles de la izquierda”, señala León. 

Por su parte, el especialista en historia de Venezuela, Guillermo Guzmán, resalta que el golpe fue un movimiento militar que se planificó desde 1983 con la conformación de "unos militares con un proyecto político disímil, claramente muy ideologizado" 

"El Gran Viraje", fue el plan de Gobierno que Pérez planteó al pueblo venezolano como parte de su propuesta de administración nacional para su segundo mandato (1989-1993). El proyecto contemplaba “la unificación cambiaria con tasa de cambio flexible”; la suspensión de pagos de la deuda externa pública y privada e incluir a la economía venezolana bajo la supervisión del Fondo Monetario Internacional (FMI). 

Sin embargo, algunos sectores de la sociedad no se identificaron con el proyecto por considerarlo "muy ambicioso" y "perjudicial" para la economía y la estabilidad del país. 

"No se puede escurrir que habían unas condiciones sociales, políticas y económicas de un deterioro del sistema que propició que hubiese en la sociedad de Venezuela un golpe de estado", explicó Guzmán. 

Trascendencia histórica 

La memoria histórica del país recuerda la famosa frase de quien lideró el movimiento insurgente del 4 de febrero. Luego de la detención de los principales militares que participaron en la acción, uno de ellos, Hugo Chávez Frías, habló por televisión para llamar a deponer las armas, pues "por ahora" no había logrado lo que tenían planteado. 

“Compañeros, lamentablemente por ahora los objetivos que nos planteamos no fueron logrados en la ciudad capital. Nosotros acá, en Caracas no logramos controlar el poder, ustedes lo hicieron muy bien por allá pero ya es tiempo de evitar más derramamiento de sangre, ya es tiempo de reflexionar y vendrán nuevas situaciones y el país tiene que enrumbarse", comunicó Chávez en rueda de prensa tras ser detenido. 

Para el historiador Gustavo León, el 4F significó la plataforma que potenció la figura política de Chávez. Sin embargo, el especialista resalta que los objetivos a los que se refería Hugo Chávez en su discurso, actualmente no se han cumplido. 

"Se desdibujaron los objetivos que se plantearon para el 4F, muchos de los hombres que participaron allí están en la acera de enfrente, muchos de ellos son críticos de lo que se está viviendo, ese proyecto original se diluyó completamente y hoy en día es una cosa distinta", añade León. 

Guillermo Guzmán coincide con León al afirmar que Chávez aprovechó su derrota militar para ganar las elecciones de 1998."No solo fue el por ahora que dijo; aprovechó (Chávez) todo el escenario político posterior al 4F, también quienes lo acompañaron porque en el 93 el partido comunista acompañó a Caldera a que ganara. Algunos tienen hasta más de 15 años en el poder", aseveró Guzmán. 

A 22 años de lo sucedido, coinciden los historiadores en que el golpe fue una derrota militar, pero una ganancia política para Chávez y sus seguidores. Victoria que se manifestó en los comicios de 1998 y que lo mantuvo en el poder por 14 años. 

"Los medios de comunicación potenciaron la figura de Chávez  y los medios ayudaron a que se posicionara como una alternativa política", concluye Gustavo León. 

Por su parte, Guzmán se cuestiona si después del tiempo transcurrido hay un cumplimiento de los objetivos prometidos por Chávez en el mejoramiento de la calidad de vida, la economía y la seguridad en el país. 

"Habría que ver si a 22 años tenemos unas condiciones de vida más apropiadas, una economía más sólida (…) en este momento hay que preguntarse si hay una mayor expectativa de bienestar colectivo o, si por el contrario, estamos en un peor escenario y con una expectativa más sombría", opinó Guillermo Guzmán. 

Los hechos 

El lunes 3 de febrero de 1992 el presidente Carlos Andrés Pérez regresó en horas de la noche a Venezuela tras realizar una gira en Estados Unidos y Suiza. Una vez instalado en la Casona, el Ejecutivo supo del plan militar ideado por el Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200) para derrocarlo. 

Casi tres horas después del retiro de Pérez de la Casona, un grupo de soldados pertenecientes al Batallón de Paracaidistas aterrizaron en La Carlota, La Casona y Miraflores. Posteriormente, llegaron a las mismas zonas aviones pertenecientes a los militares que organizaron el golpe. 

El 4 de febrero en horas de la madrugada, a las 12 y 10 am fuerzas rebeldes intentaron tomar el Comando Regional Nº 5 de la Guardia Nacional. También un grupo insurgente sometió a funcionarios policiales; sin embargo, no tuvo éxito porque fueron despojados de sus armas. 

Por su parte, la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), Fedecámaras y los partidos políticos manifestaron que apoyaban el sistema democrático. 

Cerca de las 5:00 am, Pérez habló por segunda vez en menos de 6 horas para comunicar que el Gobierno garantizaba el control de la situación. Una hora más tarde el jefe de Estado se instaló en Miraflores para convocar un Consejo de Ministros. 

El intento de golpe de estado se ejecutó en horas de la madrugada. A las 7 de la mañana, Carlos Andrés Pérez explicó que la situación se encontraba controlada en casi todo el país, a excepción del estado Carabobo. Una hora después, el Consejo de Ministros aprobó la suspensión de las garantías constitucionales. 

En el intento de golpe militar -que culminó con 14 muertos- participaron 5 tenientes coroneles, 14 mayores, 54 capitanes, 67 subtenientes, 65 suboficiales, 101 sargentos de tropa y 2.056 soldados alistados; los participantes fueron dirigidos por Hugo Chávez y Francisco Arias Cárdenas, Yoel Acosta Chirinos, Jesús Urdaneta y Miguel Ortíz Contreras. 

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir