Empezamos mal

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Ya no queda casi nada de la embriagante alegría decembrina, hoy es enero y el país está chocando duramente contra una realidad que muchos alertábamos que iba a pasar. Acá estamos, la marcada escasez, carestía y desabastecimiento de productos están generando un caos, en todo el territorio nacional vemos larguísimas colas para comprar pañales, jabón para lavar, champú, desodorante, pero también vemos que los alimentos y medicinas ya se están encontrando con dificultad, como pollo entero o la gran ausente, la leche, que de esa muy mala suerte hemos tenido en estos 15 años de revolución.

El madurismo, así clasificado por algunos chavistas para desmarcarse de “ESTO” que estamos viviendo, es un error histórico, una suerte de Gobierno sin rumbo, donde ni chavistas ni opositores sabemos para dónde Maduro y su combo nos están llevando; lo cierto es que no se aguanta más vivir así, y todos estamos de acuerdo en que urge un cambio; bueno, la oportunidad está ahí, sin guarimbas, ni paro, además ¿cómo parar un ya paralizado país? Les digo a Uds., lectores, seamos voceros para que no nos agarre la gripe sin pañuelo, acá la salida es votar, en unidad, así que no dejarse enganchar en gritos agoreros que llaman a la violencia haciéndole el juego de víctima a este Gobierno que lo ha hecho tan mal.

La escogencia de un buen diputado es vital, hay que elegir a personas con comprobada formación democrática, política, social y profesional, que no sean como las focas rojas que están en la Asamblea Nacional; necesitamos hombres y mujeres que representen a sus regiones, que fiscalicen a los gobernantes en sus localidades y que hagan leyes para todos, para ponerle freno a este Gobierno que abusa, viola y en algunos casos mata y roba, a los factores democráticos, mis amigos de la MUD, escojamos hombres con comprobada experiencia, firmes e inquebrantables que defiendan Venezuela. 

Mis deseos para este 2015: pido paz: pero no una paz de silencio como los rojos quieren para que puedan seguir robando, necesitamos seguridad y justicia para vivir en verdadera paz, en Puerto Cabello y Mora urgentemente hay que dotar a las policías, mejorar las condiciones de los funcionarios, orientarlos mucho y depurar esos cuerpos. Pido salud: en este litoral carabobeño urge redimensionar los centros de salud pública que se quedaron pequeños, pero más aun necesitamos un ONCOLÓGICO ya; mucho se ha gastado en maquillaje, fiesta y papelillo mientras el cáncer no tiene un centro dedicado para ser atendido en el Litoral, quizás con los recursos del Skate Park y lo del mamotreto del YMCA ya algo tendríamos en la ciudad para atender esta grave enfermedad. Pido prosperidad: Puerto Cabello tiene todo para ser una mejor ciudad. Alcalde, Gobernador, desarrollen las playas de verdad, urgen balnearios limpios con servicios, más turistas significan más ingresos para el comercio y la ciudad; del mismo modo atiendan a Borburata, Gañango y Patanemo, que son lugares con un inmenso potencial turístico. Pido gobernantes serios: en Venezuela, Carabobo y Puerto Cabello, estamos cansados de estos enchufados, el de acá se la pasa cumpliendo sus sueños, mientras el municipio espera proyectos serios para solucionar problemáticas como el agua, viviendas, iluminación, seguridad, mejores escuelas, vialidad; espero que este 2015 “Rafito” no insulte tanto, viaje menos y trabaje por los problemas de los porteños. 

NOTA: me solidarizo con mi compañero Égdar Arcano, Coord. de Primero Justicia en Puerto Cabello, por los viles ataques que han sufrido él y su familia por funcionarios de la Alcaldía; les recuerdo que la difamación es un delito y el daño moral no tiene precio.

Carlos M. Roos

 

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir