Glenda Falótico, una fusión entre odontología y educación (2086134)

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Sobria y elegante, en sus ojos se denota su vocación por la odontología y su pasión en el ejercicio de la educación, más de 25 años han pasado desde ese día en el que obtuvo su título como Odontóloga y en el que emprendió todo un camino de éxitos, como hija, profesional, madre y esposa.

Glenda Falótico de Farías es egresada de la Universidad de Carabobo en el área de Odontología, sus estudios la llevaron a ser especialista en ortodoncia y obtener el título de magíster en investigación educativa, lo que la ha ayudado en su labor como docente desde hace 24 años en la misma Facultad donde inició sus estudios profesionales y en la que actualmente ejerce como profesora a tiempo completo en el área de la microbiología.

Nacida en Valencia, es la menor de cuatro hermanas, hija de una educadora, actualmente jubilada, describe su niñez como “muy hermosa”, en la que su madre se encargó de formarlos en un ambiente de “disciplina, hermandad, esperanza, alegría y visión de futuro”.

Sus estudios iniciaron en la Escuela Fernando Peñalver, graduada del ciclo diversificado en el Liceo Martín J. Sanabria, en el que egresó con honores siendo la primera en su promoción, logro que repitió durante sus estudios superiores.

Madre de dos hijos, un varón de 21 años de edad estudiante de Ingeniería Eléctrica, y una niña de 14 años, quien cursa el 2do año de bachillerato, a quienes calificó como “su todo”.

Se describe como una mujer muy sensible y dedicada en cada una de las cosas que emprende en su vida, “a pesar del trabajo que a veces me absorbe tanto tiempo, siempre trato de ser una buena hija, madre, esposa y por supuesto profesional”.

Amante de un día de sol a la orilla del mar, y de una buena película “ésas que te dejan un mensaje de reflexión”.

Define como sus dos grandes pasiones la Odontología y la Educación, las que han sido sus compañeras durante gran parte de su vida.

Resaltó que no sería capaz de escoger entre alguno de los dos oficios que ejerce, “necesito la clínica para ser docente y necesito ser docente para poder aplicarlo a la clínica, son cosas que van de la mano, para mí las dos son mi pasión, me gustan por igual”.

“Desde niña me interesé

en ser odontóloga”

Recuerda que desde niña siempre le llamó la atención la biología, por lo que cuando estaba próxima a elegir la carrera que iba a cursar se inclinó hacia la odontología, “ése fue el lugar en donde sentí que encajaba mucho mejor”.

Expresó que “ésta es una labor muy bonita, en la que tu trabajas no solo con la mente sino también con el cuerpo, en el que debes tener destreza y motricidad fina y con la cual puedes prevenir y corregir muchas enfermedades bucales”.

Asimismo, explicó que la odontología no es solamente ver los dientes, sino observar al individuo como un total, por lo que puntualizó que su especialización en el área de la ortopedia y ortodoncia estuvo motivada al ver cada día más niños con problemas de maloclusión.

Puntualizó que de volver a nacer elegiría sin pensarlo el ser odontóloga nuevamente, “definitivamente sí volvería a ejercer este oficio, porque es una profesión en la que tú puedes dar mucho de ti, no nada más desde el punto de vista manual, sino desde lo emocional, porque el paciente muchas veces más que un doctor busca a un amigo”.

Reveló que “ésta es una carrera que te nutre mucho desde el punto de vista emocional y de formación”.

“La fibra de la docencia

la llevo en mis venas”

Glenda explicó que la fibra de la docencia la lleva en sus venas, “vengo de una familia en donde mi mamá y tías son maestras de profesión, por lo que tengo esa fibra bien arraigada”.

Destacó que le apasiona dar clases, “para mi dar clases no es un trabajo, es una pasión, algo que disfruto diariamente”.

Para entenderse mejor citó al fallecido presidente de Sudáfrica Nelson Mandela: “La educación es el arma para las guerras”, afirmando que ésta es la herramienta clave para el crecimiento de un país.

“Mientras que nosotros eduquemos a nuestros jóvenes y a nuestros niños, sé que vamos a lograr el éxito en todo aquello que nos enfrentemos, sea en el área que sea”, dijo.

Sostuvo que la educación está presente en todo los escenarios de la vida, “de allí su importancia”.

“Quisiera ser recordada como una persona amiga y honesta”

Al preguntarle sobre cómo le gustaría ser recordada, reveló que “como una persona amiga en la que se puede contar, responsable, amable, humilde, honesta y con disciplina”.

Señaló que a pesar de que sus días son a toda máquina desde las 6 de la mañana hasta las 12 de la noche siempre busca la manera de ser la mejor persona posible, tanto con su familia como sus compañeros de trabajo, pacientes y alumnos.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir