Movimiento Estudiantil califica como inconstitucional decreto dictado por Ameliach

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Valencia, 8 abril 2014.- El presidente de la Federación de Centros Universitarios de la Universidad de Carabobo (FCU-UC), Ivan Uzcátegui el Movimiento Estudiantil regional rechaza y desconoce en todo su contenido el decreto 414 emanado del Gobierno de Carabobo, el cual establece que “los alcaldes de la entidad deben notificar al  gobernador la autorización de manifestaciones pacíficas para que éstas cuenten con su respaldo”.

Asimismo, Uzcátegui aseguró desde una protesta en contra del alto costo de la vida y la escasez en El Tijerazo, en la avenida Bolívar de Valencia que este decreto es inconstitucional y que “es totalmente absurdo, ya que es mandato constitucional brindar protección a los ciudadanos en el ejercicio de sus derechos constitucionales”.

Dijo el presidente de la FCU de la Universidad de Carabobo que de manera flagrante nuevamente el gobernador Ameliach, pretende cercenar los derechos del pueblo, violentando el contenido de los artículos 55 y 68 de la Carta Magna, que señalan la obligatoriedad que tiene el Estado de garantizar a través de los órganos de seguridad el ejercicio de los derechos ciudadanos.

Expresó Uzcátegui que el decreto 414 firmado por el gobernador Ameliach “pretende callar al pueblo y evitar que ejerza su derecho a manifestar pacíficamente, pero los estudiantes no nos aguantamos, ni nos subordinamos a militares retirados que piensan que están en su cuartel girando órdenes a sus subalternos”.

Ivan Uzcátegui le recordó al mayor retirado Francisco Ameliach, que “Carabobo no es un cuartel, por lo que seguiremos en la calle protestando  y exigiendo nuestros derechos, que a pesar de su posición arbitraria los estudiantes no nos detendremos, ni tenemos miedo a los decretos inconstitucionales que se dicten desde el Capitolio, ya son dos normas que dicta en lo que va de año, para pretender silenciar al Movimiento Estudiantil y al pueblo carabobeño”.

Explicó el dirigente estudiantil que primero Ameliach intentó prohibir manifestaciones pacíficas en diversos espacios del Casco Histórico de Valencia con el decreto 376 de la Gaceta Oficial extraordinaria 4817, del 17 de enero de 2014, calificando de Zona Objeto de Protección Especial Patrimonial y Cultural el perímetro comprendido entre la avenida Soublette, calle Libertad, avenida Urdaneta y calle Comercio de Valencia; y ahora el decreto 414 que recién dictó, “que en conjunto, son letras muerta para nosotros los jóvenes universitarios, y no pueden estar en ningún caso, por encima del derecho constitucional a la protesta”.

Conforme lo prevé la Ley de Partidos Políticos, Reuniones Públicas y Manifestaciones, todos los ciudadanos tienen derecho a manifestar pacíficamente, y solo basta la notificación, -destacó el líder estudiantil- en ningún caso, se requiere autorización de autoridad alguna, y menos aún que el alcalde de la localidad deba notificar al gobernador del estado para que cuenten con su respaldo.

Aseguró que todo este trámite burocrático “lejos de simplificar, lo que pretende es complicar, ya que solo se requiere participar con 24 horas de anticipación cuando menos, a la primera autoridad civil de la jurisdicción con indicación de lugar o itinerario escogido, día, hora y objeto general que se persiga con la reunión pública o manifestación, y la autoridad deberá estampar la aceptación del sitio o itinerario y hora, sin ningún tipo de complicación”.

Finalemente y ante tal escenario, el máximo dirigente de la FCU-UC Ivan Uzcátegui dijo que “el Movimiento Estudiantil carabobeño se declara en desobediencia y desconoce la legislación que pretende aplicar el Ejecutivo regional carabobeño para soslayar el derecho a la protesta pacífica, contrario a los principios y garantías constitucionales que intentan menoscabar los derechos humanos”.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir