No quiero más patria

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Vivimos actualmente un país distinto al que muchos soñamos, al que muchos conocimos y al que muchos esperamos; si bien es cierto hubo grandes fallas en el pasado, tampoco es menos cierto que desde la época del dictador Marcos Pérez Jiménez, luego la democracia, hasta la llegada de Chávez en 1999, definitivamente vivimos mejor que en esta mala revolución, donde lo único que tenemos hoy es patria; esta gente, muchos bandidos de cuello rojo y algunos de cuello verde llevan enchufados más de 15 años en el coroto, metiendo la pata y robando descaradamente, son más de tres períodos democráticos, de aquella 4ta. como la llaman; esta revolución ha tenido más dinero que todos los anteriores presidentes juntos, ¿y qué tenemos hoy?, un país más atrasado, colapsado y hundido en una profunda crisis económica, política y social; peores cosas estamos viviendo ahora que aquellas que motivaron a un grupo de soldados a jurarse el rescate de un país ante el samán.

Lo cierto es que hoy algunos ingenuos y otros enchufados dicen con estúpido orgullo que tenemos patria gracias al supremo eterno co… mandante, Maduro y a esta revolución bolivariana, continental, galáctica e interplanetaria;  no sé qué significará eso, pero lo cierto es que ya está bueno de tanta patria; yo, por lo menos, no quiero más patria, no quiero una patria donde nos maten todos los días y a cada hora, como si viviéramos en guerra; no quiero más patria donde la mayoría de esas muertes son de jóvenes, producto de esta infinita violencia; no quiero la patria donde algunos muertos duelen más que otros, mientras para sus madres es el mismo dolor hondo; no quiero patria de esa donde la plata no alcanza ni para comer, ni para vivir, y a veces ni para subsistir; no quiero patria donde tenemos que comprar lo poco que se encuentra, donde la mayoría de las cosas escasean, y ya ni las caraotas son de Venezuela; no quiero patria de colas interminables, colas bajo el sol, colas bajo la lluvia, colas aguantando el maltrato de funcionarios, policías, guardias nacionales que nos arrían como chivos; no quiero patria donde a muchos les da miedo decir lo que piensan, donde un trabajo depende del color de una franela, donde si piensas diferente eres enemigo del sistema; no quiero patria de malos servicios, patria de cortes eléctricos, de falta de aguas blancas o desborde de aguas negras; no quiero patria de virus extraños, patria de enfermos y gente agonizando, patria sin médicos ni medicinas; no quiero patria de hospitales en ruinas, tampoco quiero patria de escuelas abandonadas, patria donde mis hijos van a escuchar mentiras revolucionarias, ni patria de niños combatientes, de jóvenes guerrilleros o de abuelos milicianos; no quiero la patria del Che, Sandino o Fidel en tierra de venezolanos, o la patria que siempre la ataca un imperio, patria acechada por enemigos internos; no quiero patria de derecha o patria de izquierda, ni menos patria revolucionaria; en definitiva quiero a Venezuela, no esta cosa que muchos llaman patria. 

Los venezolanos debemos nuevamente encontrarnos, rescatar este hermoso país con trabajo, organizarnos, participar en todo, demostrarle a cualquier gobierno que si no sirven se van, debemos exigir que vuelva la alternancia del poder, más nunca un hombre o un partido deberá enchufarse eternamente en él; yo tengo esperanzas, que nada es eterno y las cosas cambian, y creo que depende de nuestra voluntad; pongamos nuestra fe en Dios y nuestra acción en marcha para que Venezuela deje de ser esta pobre patria y seamos un gran país de justicia, progreso y prosperidad, para nuestros hijos, para nuestros nietos; ellos no merecen esto ni nosotros merecemos seguir alcahueteando a este mal gobierno, ya vendrán nuevas oportunidades. Vamos a prepararnos. 

 [email protected]
 

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir