Pocaterra, Díaz Sánchez y E.Bernando Núñez entre la historia y la literatura

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

La noción de Novela Histórica Latinoamericana, a nuestro entender, se inicia con esa maravilla titulada: “El reino de este mundo” del gran Alejo Carpentier, la que dimensiona una base de sustentación en la historia de Haití y es recreada literariamente desde muchas perspectivas y con estrategias dignas de un maestro como lo es su autor, el novelista cubano. Ese libro salió publicado en primera edición en 1949. Pero he aquí que en Venezuela y específicamente en Carabobo, otros escritores han incursionado en la creación de novelas con características que bien pasan el examen del canon relativo a la Novela Histórica y es sobre ellas que conversaremos en la sesión de este martes en los espacios del Museo de Arte de Valencia, a las 3 de la tarde. Me refiero por un lado a “Cubagua” de Enrique Bernardo Núñez, novela publicada en 1931, y que es una verdadera revelación de un escritor, periodista, con una conciencia clara del país, y con un poder de fábula magistral, que logra construir un lugar donde conviven personajes desdoblados en épocas totalmente distantes, pero cuya esencia refleja el propósito de un escritor crítico sobre la realidad nacional, que escribe durante la dictadura de Juan Vicente Gómez y establece enlaces particulares a través de la invención de una ficción, que nos habla de lo real y nos da una lección certera acerca del significado de la corrupción y la falta de conciencia nacional en el país. Enrique Bernardo Núñez fue cronista tanto de Valencia como de Caracas, excelente ensayista, cuentista y novelista y es esta Cubagua su obra de mayor trascendencia. Ramón Díaz Sánchez, cuya novela Mene, se considera la primera obra dedicada a la historia petrolera en Venezuela, ha escrito “Cumboto”, cuya primera edición se realiza en 1950 (un año después de la novela de Carpentier) y es un libro que nos cuenta la historia de una familia en Puerto Cabello, como esquema ficcional, para desarrollar el relato de lo que correspondería a tiempos de dictadura, a la relación en una hacienda cacaotera cuyo paisaje social describe a una familia alemana en convivencia con la población negra de origen esclavo, con el diseño de un personaje, Natividad, quien nos hará todo el relato, señalando su condición de origen como miembro de esa circunstancia subalterna. Y en tercer término queremos referirnos a José Rafael Pocaterra, un escritor cuya vida estuvo destinada a la escritura y a la política, en su necesidad de revelar entre la ficción y el periodismo de denuncia, las circunstancias más deleznables de las gestiones de Cipriano Castro y Juan Vicente Gómez, lo que le lleva a ingresar a la vida del periodista desde sus tempranos 18 años, lo que le llevará a la cárcel igualmente temprano. Pocaterra desde sus primeras novelas: Tierra del sol amado, El Doctor Bebé o Política Feminista, sus Cuentos Grotescos y su libro: Memorias de un Venezolano en la Decadencia, crea una obra cuyo telón de fondo fundamental es la incursión en una mirada al país, en una revisión detallista, siempre crítica, de sus circunstancias. En los tres hay estilos divergentes, pero sus ópticas si bien definen escrituras particulares, tendrán siempre de “telón de fondo” al país en su proceso histórico, y expresan una enorme preocupación por poner en la letra la vida de estas comunidades que desde una abigarrada realidad combinatoria, nos recuerdan nuestra condición híbrida, justamente enriquecida por tal razón social. Tenemos pues, el propósito de que estas lecturas del país desde su literatura intrahistórica nos acerquen más a una comprensión de nuestra idiosincrasia.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir