¿Risoterapia?

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Así con interrogantes y cara de extrañeza, ¿Risoterapia?, es la respuesta que muchas veces recibo cuando digo a que me dedico. ¿Y qué hacen en una risoterapia? Preguntan algunos, nos reímos, contesto yo. ¿Y de que se ríen? a veces de nada, solo nos reímos. ¿Y por qué?, porque se siente bien y  enumero algunos de los muchos beneficios de reír:

Ayuda a aliviar el estrés, fortalece el sistema inmunológico, mejora la salud cardiovascular y la oxigenación, ayuda al aparato digestivo, relaja los músculos, tiene efecto analgésico producto de las endorfinas que segregamos al reír, quema calorías, potencia la creatividad y la imaginación, ayuda a curar la depresión, entre otros.

Podría uno pensar que tales beneficios son razón suficiente para asistir a una risoterapia, pero la gente pregunta ¿para qué vas a ir a una sesión de esas, te puedes reír cuando quieras, en casa, con tus amigos o viendo una película? entonces contraataco: ¿lo haces, ríes un poco todos los días? hay quien dice que sí, pero otros no tanto, que con tantos problemas, que la situación, que no tanto como quisieran, que no tienen tiempo. Algunos usan la artillería pesada: ¿cómo nos vamos a estar riendo con todo lo que está pasando?

Ok, primero que nada, no se trata de negar los problemas, el asunto es, ¿resuelves algo amargándote?, con preocuparte no logras nada, deberías ocuparte, ver que puedes hacer para solucionar ese problema, te pregunto ¿has podido alguna vez solucionar algo desde la ira o la desesperación? supongo que no, entonces ¿no sería mejor usar una herramienta que nos devuelva al estado óptimo para hacer frente a las dificultades y después trabajar para lograr el cambio que queremos?

No se trata de reír todo el día, de que nada me afecte, si me pasan cosas negativas me van a afectar. La tristeza, el dolor, la rabia, el miedo, son emociones normales y tienen su momento, debemos aceptarlas, vivirlas y superarlas. Cuando podemos volver a reír después de haber sufrido es un momento mágico que nos sana, podemos estimular la risa sin forzarla.

 “Me volví a sentir como cuando era niña” me dijo una persona que asistió a una risoterapia, “por un rato me olvide los problemas, me divertí sin sentir culpa”, desconectarnos por momentos de toda esa preocupación y estrés, no solo es bueno, es necesario. Pero a veces pensamos que está mal hacerlo, que es una irresponsabilidad y añoramos sentirnos como cuando no teníamos problemas y podíamos simplemente ser felices. Problemas siempre va a haber así que tomate un tiempo para relajarte y disfrutar, por tu salud.

“Sentí que a pesar de todo lo malo que me ha pasado puedo volver, a reír, a ser feliz” me dijo otra persona, esto lo comparto totalmente, a pesar de los momentos duros que me han tocado vivir, tengo la capacidad y el derecho a reír, a sentirme bien y así tomo fuerzas para seguir adelante.

“Tenía tiempo que no me reía tanto, me hacía falta y no me había dado cuenta” esto es muy común, a veces debido a la prisa y a la cantidad de cosas que nos mantienen ocupados, no nos damos espacio para el disfrute y no lo notamos.

Tenemos a la mano una herramienta para nuestro bienestar que podemos usar en cualquier momento, tomate un tiempo y ríe.

“No reímos porque somos felices, somos felices porque reímos” William James.

Humberto Segura.

Coach de Bienestar

@humbertosegura  

[email protected]

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir