Tareas de la Unidad

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

En este crucial 2015 la Unidad tiene tareas ineludibles e impostergables, directamente relacionadas con su utilidad para los venezolanos, base de su vigencia.

Dual, no dilemático. Complementario, no contradictorio, es el doble desafío que tiene la alternativa política natural, la oposición democrática aglutinada en la Mesa de la Unidad, experiencia y esperanza venezolana. Unidad, requisito obvio, y mensaje. Hablar a las mayorías en sintonía con sus preocupaciones y aspiraciones.

2015 es crucial por la elección parlamentaria nacional y porque la economía muestra por todos lados los efectos de quince años de dislate y quince meses de indecisión culposa: escasez, inflación, deuda, régimen cambiario enloquecido; y está agotada la política de esgrimir la Constitución como arma, ignorándola a la hora de cumplirla. La legitimidad carismática tiene límites, lo hemos comprobado, pero es sencillamente imposible sin líder carismático. Por eso, ganar la Asamblea es imperativo.

Si la elección parlamentaria es lo fundamental, cuanto ayude a ganarla hagámoslo, y cuanto no ayude sobra. La enfrentamos con dos serias desventajas, la comunicacional y la financiera, así que no deberíamos agregarle otras. La eficiencia es clave. Concentrar los esfuerzos donde más rindan, y decir y hacer aquello que más pegada tenga.

Hay que ir unidos, bien unidos. Con candidaturas únicas en todas las circunscripciones y listas regionales y nacionales. Todo sacrificio que sirva para eso vale la pena. Donde haga falta la primaria hacerla, sin miedo. Donde no haga falta acordarse, sin complejos. Armar un equipo de primera pensando en la mayoría, con todas sus responsabilidades.

Y en un entorno comunicacional desventajoso, la pertinencia del mensaje unido se revaloriza. Hablar a todos de lo que interesa a todos, de lo que une a los venezolanos. Lo central es lo económico y social que todos, sin excepción sufrimos. A eso, sumar la defensa de la Constitución, en especial como carta de derechos. Nuestros presos, exilados y perseguidos nos duelen porque son nuestros, y porque muestran lo que le puede pasar a cualquier venezolano.

Grandeza en el espíritu y en las miras. Grandeza en la conciencia de que Venezuela somos todos. Grandeza para no dejarse tentar por la pequeñez que atrapa disfrazada de aspiración personal o partidista que puede ser justa pero no necesariamente oportuna. Ésta es para la Unidad, sus partidos y su liderazgo, una hora de grandeza.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir