Viajar fuera del país requiere de una "búsqueda implacable" del boleto

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Valencia, 19 de agosto de 2014.- La escasez también ha llegado a los pasajes aéreos internacionales. En comparación con el año pasado, la oferta de boletos aéreos se ha reducido considerablemente.

Un pasaje para Madrid, que en enero podía cotizarse hasta en 12 mil bolívares, hoy en día no se consigue. Un boleto directo Caracas – París se ofertaba este martes en 1.800 dólares (Bs. 90.000 a Sicad 2).

En las agencias de viajes ya no hay mucho qué vender. Los destinos que se consiguen en su mayoría son Aruba, cuyos precios oscilan entre Bs. 14.000 y 16.000; Curacao en Bs. 17.000 y Miami, entre Bs. 38.000 y 45.000.

Otros destinos incluyen Punta Cana en aproximadamente Bs. 22.000; Panamá en Bs. 36.000 (saliendo desde Valencia) y Quito cuyo precio ha ido aumentando en las últimas semanas, el más costoso se cotizaba esta semana en Bs. 90.000. La mayoría de estos boletos están disponibles a partir de octubre y noviembre.

Los operadores de viaje en su mayoría son hostiles con los clientes, incluso si se realiza una consulta telefónica, se rehúsan a ofrecer precios a menos que el usuario se apersone a las oficinas, para consultar fechas, lugares y horarios de salida exactos.

Todo por un pasaje “barato”

Por su parte, desde hace unas semanas se ha reportado una situación particular en una reconocida aerolínea internacional, ubicada en Prebo. Varias horas de cola tienen que hacer los usuarios para poder adquirir un boleto aéreo –si es que hay sistema o disponibilidad– que los lleve fuera de territorio venezolano.

La semana pasada, una dama llegó al sitio a las 4:00 a.m. para esperar ser atendida a las 9:00 a.m, hora en que abre sus puertas la mencionada agencia. “Cuando llegué ya había una persona delante de mí, quien aseguró que llegó a las 11:30 p.m. del día anterior”, dijo la muchacha quien pidió que no relevaran su nombre.

La dama aseguró que prefería hacer una cola de 5 horas y ahorrarse 8.000 bolívares en el precio del pasaje. “Yo no tengo para pagar un pasaje a 16 mil, y aquí lo venden en 8 mil, prefiero hacer mi cola tranquila”.

Como era de esperarse, cerca de las 9:00 a.m. el ambiente comenzó a calentarse y pese al intento fallido de organizarse entre ellos mismos, pronto se escuchaban amenazas a los “coleones”. El esfuerzo no valió de mucho pues esa mañana una empleada anunció que ya no había cupos para Venezuela hasta nuevo aviso y que sólo se atenderían a quienes ya tenían una reserva hecha.

En definitiva, viajar fuera del país se ha convertido para los venezolanos en una ardua búsqueda, que apartando los trámites para obtener las divisas del cupo viajero, hacen que un viaje de emergencia sea prácticamente imposible.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir