Asesino del exgobernador Yánez Rangel de día era policía y de noche secuestrador

El oficial de la PNB, conocido como alias El Chino quien posee registros policiales anda en fuga

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.
De día era policía - Notitarde
El oficial de la PNB Roberto Carlos Navarro Armas, presunto homicida de Yánez Rangel. Foto: Cortesía Cicpc

Notitarde.- El oficial de la PNB involucrado en el homicidio del exgobernador de Cojedes Jonny Yánez Rangel, de día era policía y de noche un temido secuestrador del este de Caracas.

El funcionario tenía su propia banda de secuestradores en Caracas. Al uniformado Roberto Carlos Navarro Armas, de 25 años, lo vinculan con otros tres plagios previos al crimen del exfuncionrario chavista. En la actualidad se encuentra en fuga.

De acuerdo con las autoridades Navarro Armas, apodado El Chino, solía utilizar las patrullas del organismo para secuestrar a sus víctimas.  La noche del 24 de septiembre interceptó en el túnel de La Trinidad a Yánez Rangel cuando se desplazaba en un auto Toyota Corolla.

De inmediato llegaron otros cuatro delincuentes y se llevaron al exgobernador hacia la carretera Panamericana. Desde allí llamaron a un familiar de Yánez Rangel para iniciar las negociaciones. Horas después un pariente acudió al encuentro con los plagiarios. Les entregó un reloj Rólex, dólares, divisas, dinero en efectivo y joyas.

Sin embargo, los secuestradores asesinaron y quemaron a Yánez Rangel. Los investigadores no se explican cómo alias El Chino ingresó a la PNB si posee registros y antecedentes policiales. Las pesquisas se orientan hacia otros agentes del organismo de seguridad que permitían el uso de patrullas para perpetrar plagios en el este de Caracas.

De día era policía

Por lo pronto, las autoridades sostienen que Navarro Armas tenía su propia banda de secuestradores. De día era policía y de noche secuestrador. Salía a patrullar en su insospechada unidad modelo Orinoco y cuando pescaba a una víctima le ordenaba que se detuviera. Atrás se encontraban sus cómplices en otro auto particular.

Los agraviados frente al temor de sufrir represalias no se atrevían a formalizar las denuncias. Meses antes a Yánez Rangel le habían dictado medida privativa de libertad por el delito de estafa agravada. Sin embargo, también se encontraba en las calles de la capital.

“Cuando no se denuncia se da la posibilidad de que estas organizaciones de delincuentes crezcan. Hay que confiar en los organismos de seguridad, aunque en este caso haya un policía involucrado. Dentro de las policías hay funcionarios honestos”, dijo el director del Cicpc comisario Douglas Rico.

Lee también: ¡Me voy y remato todo! La nueva y mortal estafa por Internet

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.