Senado declara legítimo el juicio político a Trump

El expresidente es juzgado por los hechos ocurridos en Capitolio

Trump - Notitarde
La defensa argumenta que el juicio no es constitucional. Foto: Referencial.

EEUU.- El Senado declara legítimo y constitucional el juicio político a Donald Trump que inició este martes con un fuerte contraste entre las estrategias de la acusación y la defensa por el asalto al Capitolio.

Candidato indígena acusa a Correa de «meter la mano» en las elecciones

Yaku Pérez habló con los medios este martes y se mantiene a la expectativa de ver si pasa a la segunda vuelta

Más de un mes después de que el expresidente instara a sus seguidores a marchar hacia el Congreso y de que una turba de ellos irrumpiera por la fuerza en el Capitolio, el Senado dio comienzo al segundo juicio político contra el republicano que abandonó el poder hace tres semanas.

«Los cargos contra el expresidente Trump son los más graves jamás presentados contra un presidente en la historia de Estados Unidos», afirmó el líder de la mayoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer, al comenzar la sesión.

El hecho de que Trump sea el primer presidente de Estados Unidos que enfrenta un juicio político cuando ya no está en el poder centró la sesión inaugural; el segundo que se celebra en el Senado contra el ahora exmandatario.

Juicio político a Trump

En ese sentido, los abogados de Trump argumentaron que era inconstitucional juzgarlo políticamente cuando ya no está en la Casa Blanca.

Por su parte, los «fiscales» demócratas defendieron el proceso, al recordar que evaluaba hechos que ocurrieron cuando todavía estaba al mando de EEUU.

«No podemos crear una ‘excepción de enero’ en nuestra preciada Constitución, para que los presidentes corruptos tengan unas semanas para hacer lo que quieran» al final de su mandato sin temor a ser juzgados, dijo el «fiscal» jefe del «impeachment», el legislador demócrata Jamie Raskin.

Posteriormente, el Senado le dio la razón unas horas más tarde, al decidir que el juicio político contra un presidente que ya ha abandonado el cargo sí es constitucional, por 56 votos a favor y 44 en contra.