Disney suspende su tradicional desfile de gala del Super Bowl

Mediante un comunicado revelaron este viernes que no lo realizarán

Disney - Notitarde
Adelantaron que esperan continuar con la tradición en 2022. Foto: Referencial.

Espectáculos.- Disney anunció la suspensión del tradicional desfile del Super Bowl, que se celebra este domingo en la ciudad de Tampa (costa oeste de Florida).

The Weeknd se prepara para el medio tiempo del Super Bowl

Jazmine Sullivan y Eric Church cantarán a dúo el himno de EEUU

En ese sentido, indicaron este viernes que no realizarán el desfile de gala en Orlando con que homenajea todos los año al equipo ganador, en esta ocasión se enfrentan los Chiefs de Kansas City y los Tampa Bay Buccaneers.

«Aunque Walt Disney World no será el anfitrión del desfile anual del Super Bowl en el Magic Kingdom Park este año; continuará la tradición de presentar al jugador estrella del Super Bowl en el icónico comercial (de televisión) ‘¡Voy a Disney World!’ el domingo por la noche», señaló la compañía en un comunicado.

El primer comercial publicitario con el lema «¡Voy a Disney World!» se emitió en televisión en 1987, cuando el mariscal de campo de los New York Giants, Phil Simms, apareció en el anuncio tras la victoria de su equipo en el Super Bowl de ese año.

Agregaron que esperan poder recuperar otras tradiciones el próximo año, incluida la de permitir que los seguidores del fútbol americano y de Disney vean a algunos jugadores del equipo ganador en el famoso parque.

Este 2021 en la cancha del Raymond James Stadium de Tampa, se enfrentarán los Buccaneers de esta ciudad, el primer equipo que juega en casa en la historia de la Super Bowl, y los Chiefs de Oklahoma, ganadores del año pasado.

El artista The Weeknd será la estrella del medio tiempo. Su representante Wassim «Sal» Slaiby, informó que el canadiense va gastar 7 millones de dólares de su bolsillo para que el espectáculo sea tal «como él lo imaginó».

Debido a los protocolos de bioseguridad por la Covid-19, solo 22.000 personas podrán presenciar el partido; pese a que la capacidad del estadio es para unas 75.000 personas.