FARANDULAZO: Mi nueva canción

FARANDULAZO - Notitarde
Vicente Gramcko, columnista en Notitarde

El mes pasado celebramos el Día de las Madres. Por lo general, se suele reunir la familia en torno la “reina de la casa”, en una fecha tan especial. Todos halagan a esa mujer que trajo al mundo una familia, aún a costa de su vida, pues sabemos lo complicado que suele ser un embarazo y en lo que se puede convertir un parto.

A la madre se le canta en familia y se suele reunir a aquellos que se encuentran lejos ese día, pues la idea es estar todos juntos. Se les dedican actos escolares y numerosos conciertos. Todos los restaurantes hacen menús especiales para atraer la mayor cantidad de clientes a sus establecimientos.

Es el personaje al cual, quizá, se le ha dedicado el mayor número de canciones. En todos los géneros, cantantes como Felipe Pirela, Julio Jaramillo, Juan Gabriel, Sandro, Lucho Gatica, Palito Ortega, Oscar D´León y hasta John Lennon le grabaron hermosas páginas musicales. Los programas de radio hacen gala de estos discos precisamente para agasajarlas.

Quiero recordar ante ustedes un momento especial que viví uno de esos días dedicados a las mamás de la casa durante una santa misa en la iglesia en la cual mi hermano, el padre Orlando Gramcko, desarrollaba un oficio en homenaje a las madres presentes. Se leían mensajes para varias de ellas y se veían escenas muy hermosas de muchas señoras, algunas bastante mayores, que se abrazaban a sus hijos y hasta nietos. Muy bella la ceremonia, pues.

Viendo aquel hermoso cuadro, se me ocurrió pensar en cómo podía sentirse una dama que no haya podido tener hijos. Es más, ¿quién podía acordarse de ella en ese momento? Y se me ocurrió componerle una canción a este tipo de seres que deben tener por dentro a una madre en potencia, porque es sabido por todos que ser madre es la naturaleza de toda mujer. Y me surgió el tema “Cáliz de amor”, en letra y música.

Después de componerla, se me presentó el problema de quién podía cantarla. La canción tiene un aire a balada rock y no conozco a muchos intérpretes que pudieran sentirse atraídos a ese género, pues hoy se graban otros estilos, más cónsonos con la época.

Al poco tiempo, me consigo con Eli Saúl Acuña, quien fue el bajista original del grupo Fuente de Valencia. Acuña había grabado tres longs plays con el sello Discomoda y luego de haber dejado el conjunto fundó el grupo “Heredyts”, para después dedicarse a tocar en espectáculos públicos, logrando gran destreza en otros instrumentos y puliendo su voz.

Resulta que le planteé la idea de grabar la canción y le gustó mucho la propuesta. Y, aprovechando estos días de cuarentena, se metió en su estudio de grabación personal y sacó el tema. Acuña hace demostración de su enorme talento musical en esta grabación. Es mi más reciente composición y quiero compartirla con mis lectores, a quienes les pido su opinión, la cual pueden dejar en el correo periodistavicente12@gmail.com

Gracias de antemano…