FARANDULAZO: Eli Saúl Arranca su carrera como solista

FARANDULAZO - Notitarde
Vicente Gramcko, columnista en Notitarde

Venezuela ha sido cuna de importantes cantantes. Muchos han podido dar la vuelta al mundo con su arte. Se pueden recordar muchos de ellos, desde el momento del nacimiento del fonógrafo, la radio y la televisión. Incluso, atravesando otros instantes de la historia de las grabaciones, como la aparición del disco láser.  Incluso, en estos días de redes sociales, hemos sido testigo del surgimiento de nuevos valores, especialmente en nuestra entidad.

Estamos hablando de Eli Saúl. Aunque es nuevo como solista, tiene una brillante carrera como intérprete no sólo como vocalista, sino como músico. Nacido en el sector “Don Bosco” de Valencia, nos cuenta que aprendió por su cuenta a tocar el cuatro y luego una guitarra que le regaló un hermano. Consiguió su primera guitarra eléctrica al cambiarla por una moneda de plata de cinco bolívares (lo que se conocía como un fuerte).

Su debut como profesional se remonta a los ochenta, cuando formó parte del recordado Grupo “Fuente” (de Carabobo) que recorrió varios países de América Latina con sus tres longs plays grabados por Discomoda, logrando numerosos éxitos. Dentro de la agrupación, tocaba el bajo y publicó varias de sus primeras composiciones.

Fuente” impregnó con sus grabaciones a la mayoría de los países de centro y sur América, donde pegó varios temas por más de cinco años, incluso llegando hasta México donde era comparado con “Los Terrícolas” y “Los pasteles verdes”. Lamentablemente, cuando fue contratado para viajar al país azteca, ocurrió el terrible terremoto de 1985, que le impidió viajar.

Después de “Fuente”, formó el grupo “Llanta”, que duró muy poco, para luego integrar otra agrupación: “Heredit”, con la cual estuvo otros cinco años tocando guitarra y cantando. Con este conjunto, recorrió el país varias veces. Recuerda especialmente haber actuado en la Concha Acústica de Cumanagoto en Cumaná, en Barquisimeto y en Caracas, donde fueron contratados. Incluso, participaron en las primeras escenas de una película titulada “El ocaso de un amor”, que se empezó a filmar en la ciudad, pero que no se culminó.

Posteriormente a “Heredit”, compartió en otros grupos, pero más que todo en “Los Cinco Sabores”, que tuvieron renombre en los círculos nocturnos de la capital carabobeña. Allí tocó el teclado, cantó e hizo arreglos.

Ahora, Eli Saúl arranca con una carrera solista, tomando la balada como género a interpretar, aunque ha demostrado un talento muy versátil a la hora de elegir estilos. Nos dice que la balada ha sido siempre su gran pasión y es quizá la que mayor tiempo ha ocupado en su vida artística, por lo que ahora la abraza con fuerza, en un momento especial de su vida, donde le agradece a Dios por el talento que le ha dado y le pide a quienes siempre han estado a su lado que le apoyen en esta nueva faceta, más ambiciosa todavía.

Aunque muchos de sus temas son de su propia cosecha, seleccionó la canción “Cáliz de amor”, del periodista Vicente Gramcko, para hacer su debut en solitario. La balada encierra un hermoso mensaje para aquellas mujeres que no han podido ser madres y espera llegar con ella a todos los públicos, a través de las redes sociales. Si usted quiere escuchar la pieza, dele click al link que se lee a continuación: https://www.youtube.com/watch?v=neE9xILhCNI

Hasta aquí por hoy. Cualquier comentario, por favor al correo periodistavicente12@gmail.com

Por: Vicente Gramcko