Megaelecciones en Venezuela: ¿Porqué y cuántos?

"Esta nueva Asamblea viene retirando obstáculos; para que pueda haber cada vez más participación del pueblo a través de las elecciones" expresó Jorge Rodríguez

Megaelecciones en Venezuela- Notitarde
No es la primera vez que en el país se habla de megaelecciones. Foto: Agencia.

País.- Megaelecciones en Venezuela: ¿Porqué y cuántos? Desde que, hace dos semanas, el presidente del Consejo Nacional Electoral (CNE); Pedro Calzadilla, anunció que las elecciones regionales serán el 21 de noviembre, se escucha con más frecuencia el término “megaelecciones”.

Llegan a Venezuela 500 mil nuevas dosis de vacunas Sputnik-V

Este es el 7mo suministro de Sputnik-V que llega desde la Federación Rusa al país

Su prefijo lo dice todo. Será una elección conjunta de gobernadores, alcaldes, miembros de consejos legislativos e integrantes de concejos municipales.

No es la primera vez que en el país se habla de megaelecciones, puesto que, en 2000, se intentó; pero con absolutamente todos los cargos de elección popular, desde Presidente de la República para abajo.

Pero el proceso no se concretó por problemas técnicos que, con 21 años transcurridos, se han ido solucionando.

En 2010, la Asamblea Nacional aprobó la ley que estableció la elección separada por niveles de administración.

Se trata de la Ley de la Regularización de los Períodos Constitucionales y Legales de los Poderes Públicos Estadales y Municipales.

La normativa establecía que se podía elegir conjuntamente, pero en fechas distintas, al Presidente de la República y a los miembros de la Asamblea Nacional, a los gobernadores con los integrantes de los consejos legislativos y a los alcaldes con los concejales.

No obstante, en marzo de este año, la AN elegida el 6 de diciembre de 2020 sancionó la Ley Derogatoria del dispositivo que abrió paso a las megaelecciones.

Cabe destacar que el instrumento fue aprobado por unanimidad de los miembros del Parlamento.

El presidente de la AN, Jorge Rodríguez, expresó en esa oportunidad que «esta nueva Asamblea viene retirando obstáculos; para que pueda haber cada vez más participación del pueblo a través de las elecciones».

Las “mega” en cifras

Ahora cabe preguntar nuevamente: ¿Por qué se usa el término mega? La razón es simple: son más de 3.000 cargos a elegir en una sola jornada.

Por ello, los venezolanos ese día deberán elegir 23 gobernadores, 335 alcaldes, 250 diputados de los consejos legislativos y más de 2.400 concejales.Y hay más cifras. El CNE decidió esta semana que 40% de esos cargos se deben elegir de manera nominal y 60% de manera proporcional, es decir, dependiendo de la población de cada estado.

Para esto, es indispensable otra cifra. La proyección poblacional para noviembre de este año. Se trata del cálculo que hace el Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre la población que habrá en Venezuela para el mes de las elecciones y a partir de allí el CNE sacará cuentas y determinará la cantidad de circuitos electorales por estado y el número de cargos nominales y por lista, tanto de los estados (consejos legislativos) como en las alcaldías (concejos municipales).

Es por esto que el INE calculó que, para el 30 de noviembre de este año, la población del país será de 33.192.835 personas.

Además, hay otra cifra que el CNE debe tener para poder construir el proceso electoral como tal y es el Registro Electoral; que para marzo de este año estaba en 21.070.528 votantes.

El Consejo debe esperar a que terminen las jornadas de RE para tener el número exacto de electores y así determinar la cantidad de mesas de votación y de electores por mesa.

Por otra parte, en el cronograma electoral se especifican jornadas de registro de partidos políticos y grupos de electores; así como de la cantidad de candidatos, para alimentar las máquinas de votación con estos datos.

Proceso arduo

El rector principal del CNE, Roberto Picón, dijo que “estamos trabajando para maximizar la participación tanto de los actores políticos como de los electores; todo se está evaluando”.

Dijo que se trabaja en el rediseño de las circunscripciones, sobre la base de la proyección poblacional.