Niño hospitalizado por mordedura de serpiente en Barinas

Infante de 10 años, fue mordido por una serpiente Mapanare en el patio de su casa

Niño hospitalizado-Notitarde
Luis Contreras, dijo que la salud del menor se encuentra comprometida por la falta del suero antiofídico. Foto: Agencia.

Sucesos.- Niño hospitalizado por mordedura de serpiente  en Barinas. El menor de 10 años de edad, corre peligro porque no hay el antídoto para mordeduras de serpientes en el centro hospitalario Luis Razetti de Barinas.

Luis Contreras, capitán de Bomberos Náuticos, informó que el infante se encontraba alrededor de las 8:00 de la noche del sábado, en el patio de su casa, ubicada en el sector de Barrancas, municipio Cruz Paredes, cuando lo mordió una serpiente de especie Bothops asper, también conocida como: “Mapanare o Jergón”.

Falleció hombre mientras hacía cola para la gasolina

El lamentable hecho se registró en la estación de servicios Porvenir de la Av. Cumaná, cuando Edson Acosta de 36 años esperaba su turno para echar gasolina.

Niño hospitalizado

Asimismo, Luis Contreras, dijo que la salud del menor se encuentra comprometida por la falta del suero antifídico.
Además informó, que no pueden trasladarse desde Maracaibo hasta Barinas para entregar la dosis necesaria de antiofídico por la falta de gasolina y transporte.

Cabe destacar, que la mordedura de serpiente fue en el pie derecho del niño, quien  se encuentra en la sala de emergencia pediátrica en el Hospital Luis Razetti.

“Las intensas y continuas lluvias en diversas regiones del país, ocasionan numerosas mordidas de víboras, lo que causa preocupación porque no hay antídoto» aseguró Contreras.

Barinas, es uno de los estados con mayor índice de mordeduras de serpientes.

Toxicidad 

Niño hospitalizado-Notitarde
Mapanare posee veneno hemolítico, proteolítico y hemotóxico lo que causa en el humano complicaciones graves. 

Es importante resaltar, que éste tipo de especie de nombre científico Bothops asper (Mapanare), posee veneno hemolítico, proteolítico y hemotóxico que causa que el cuerpo humano produzca una alteración de coagulación sanguínea y hemorragias.

Además, daña los tejidos de la piel, produce gangrena e insuficiencia renal y si no se suministra el suero antiofídico en las primeras seis horas después de la mordedura, puede producir amputación de los miembros afectados y la muerte.

Los familiares del niño hacen un llamado a cualquier institución o persona que pueda donar el suero a que se comuniquen con ellos en el centro de salud lo más pronto posible.